¿A quién se dirige el OMT?

A qui s'adresse l'OMT ?

Open Mindfulness Training (OMT) o entrenamiento de la plena presencia abierta, es un método accesible a todas y a todos, transmitido en grupo por un formador acreditado. Este método ofrece un entrenamiento del corazón y del espíritu, permitiendo descubrir y cultivar una calidad de atención espaciosa, tranquila y benevolente,  en la vida diaria, familiar, profesional, social y ciudadana.

Proponiendo un enfoque laico, OMT constituye un puente entre las tradiciones contemplativas universales y el mundo contemporáneo.

Incorporación de la práctica

Una práctica laica de meditación

Para adentrarse plenamente en la experiencia de Plena Presencia, la pedagogía del OMT pone énfasis en una incorporación de la práctica a través de un ritmo de aprendizaje progresivo y una dinámica de intercambios interpersonales. Utilizando modos de transmisión que favorecen la integración.
El método OMT va a permitir a cada uno de extender el campo de la atención hasta llegar a estar plenamente presente en cada instante, a través del aprendizaje de sentir la respiración, las sensaciones, el movimiento de los pensamientos y de las emociones, de instante en instante.

El enfoque desarrollado por el protocolo OMT es no-confesional y científico. Su método, natural y laico, permite la unión con nuestra naturaleza profunda, de apertura y benevolencia hacia sí mismo y los demás.

Beneficios de la práctica

OMN-PARTICIPATION

La  práctica de Plena Presencia permite que el sistema nervioso simpático encargado de regular las funciones automáticas del cuerpo (batidos del corazón, descarga de adrenalina) vuelva a calmarse. No es un tratamiento contra una patología, contra síntomas o contra un estado de malestar específico. Aunque, practicar regularmente la plena presencia permite regular el sistema nervioso autónomo que puede ser deteriorado por el estrés, el cansancio o las emociones.
En una visión abierta, permite aumentar la tranquilidad y la capacidad de tomar distancia, desarrollar apertura, no juzgamiento, aceptación, confianza y no distracción con el fin de vivir una sensación de adaptación más armoniosa en nuestra vida física, emocional y social.

Practicar

Practicar regularmente permite desarrollar progresivamente la experiencia de Plena Presencia, experimentar sus beneficios en la vida diaria, profesional, social y relacional, y descubrir progresivamente sus nuevos frutos. Leer más sobre “Practicar”